09

Oct 2018

Karen Hoyuelos

Jueza Coordinadora del Centro de Medidas Cautelares de los Juzgados de Familia de Santiago:

“Conocer lo que ocurrió es una forma de terminar un proceso y un siglo”

Afirma que existe una confusión acerca de los culpables de las adopciones irregulares en Chile, ya que cree que el Sename, institución en tela de juicio y actualmente eliminada, no es la responsable, sino que fue el personal que trabajaba en esa época los que incurrieron en malas prácticas, manchando el nombre del organismo.

Tras su paso como abogada en el área privada, Karen Hoyuelos llegó al Ministerio Público el 2004 para dos años más tarde integrar el Poder Judicial. Hoy en día es coordinadora del Centro de Medidas Cautelares de los Juzgados de Familia. La especialista en los derechos de los niños y mujeres asegura que “el acceso a la justicia y conocer la verdad es un derecho“.

Hoyuelos enfatiza que, si bien en los 70′ y 80′ las leyes no entregaban protección a los niños, actualmente esto ha cambiado. Se han designando diferentes medidas cautelares que resguardan a los menores y causan el menor impacto en sus vidas. Además, al igual que las víctimas de las adopciones irregulares, asegura que alcanzar la justicia significa cerrar otro de los capítulos abiertos de la historia de Chile, otorgándoles la tranquilidad de la verdad.

¿Cree que esto todavía es una herida abierta y que encontrar verdad y justicia ayudaría a la reconciliación?

Quizás no se encuentre la verdad, pero sí saber lo que ocurrió. Yo creo que es una forma de terminar un proceso y ciclo, y tener responsabilidades si se pueden hacer con respecto a lay. El acceso a la justicia es un derecho.

¿Qué tipo de irregularidades ven ustedes como abogados respecto al Sename?

Más que irregularidades del Sename, lo que uno va a observando en estas instituciones es que hay personas que ejercen conductas inadecuadas. Ahí no es que Sename avale eso. El Servicio Nacional de menores tienen protocolos. Cuando cosas así suceden, se hacen sumarios administrativos. Además se le avisa al Tribunal de Familia y el tribunal tiene facultades legales para aplicar medidas cautelares. El Sename no incurre en la irregularidad, sino las personas que trabajan ahí.

– – –

Meses después de esta entrevista, el 28 de noviembre, se aprobó la creación de una Comisión Investigadora de los casos de adopciones ilegales. Con el fin de esclarecer los hechos que involucraron a diferentes instituciones y dar a conocer el  origen biológico de las víctimas.

El ministro Carroza señala que debido a la antigüedad de los casos probablemente no se le imputaría cargo a ninguno de los implicados, ¿podría explicar la razón jurídica?

Todos los delitos tienen un plazo de prescripción. Los únicos delitos que no prescriben son los de lesa humanidad, de acuerdo a tratados internacionales, pero en Chile todos los delitos prescriben de acuerdo a la gravedad del hecho. Para los delitos la prescripción es de cinco años y para los crímenes son diez años. Un ministro como Carroza podría investigar los hechos, para determinar una verdad penal aparente, pero no puede condenar si el delito está prescrito.